Olive Kitteridge, la maja-borde de Frances McDormand

Olive-Kiteridge-cartel

Cuentan que cuando a Frances McDormand se le mete algo entre ceja y ceja, la cosa se pone tensa: da igual lo que piensen los de alrededor que no parará hasta que consiga eso a lo que no deja de darle vueltas. Por suerte para nosotros, esta vez lo que se le metió en la cabeza fue llevar a la pequeña pantalla la obra de Elizabeth Strout que ganó el Pulitzer en 2009, Olive Kitteridge. Y nada menos que en formato de miniserie. Muchos preconizaban un batacazo de mucha tela.